Política

Alegría y Esperanza

La alegría es una condición humana producto de la paz interior de cada individuo. Por ende, es una condición espiritual que nos lleva a mostrar ante los demás nuestro estado de plena satisfacción. Por otra parte, la esperanza constituye una búsqueda activa de un futuro que sabemos mejor y más justo, con nuestro concurso y el de todos. De esta manera, alegría y esperanza, se combinan perfectamente para construir una sociedad nueva, basada en la sensatez de quienes se saben reservorios de valores intrínsecamente humanos, capaces de levantar en otros el entusiasmo y el vigor para el cambio requerido en una sociedad adormitada por el conflicto, la propaganda política instaurada por el régimen y la desesperanza pretendida por organismo subalternos, como las declaratorias permanentes del Consejo Nacional Electoral (CNE) en lo atinente a plazos y convocatoria al Referendo Revocatorio (RR) al cargo del Presidente Maduro, por poner un ejemplo.

La desesperanza es uno de las faltas más graves de un político contra sus ciudadanos. Esta falta trae consigo la ausencia de futuro, por lo cual, no vale al ciudadano hacer nada, pues cualquier cosa que hiciere redundaría en la permanencia en su misma situación. En el campo religioso, el uso de la “desesperanza” sería equivalente a las faltas “que no tienen perdón” pues atacan al centro de las creencias cristianas. Por ello, su uso en el campo político es deleznable, por los efectos sicosociales en la población.

Hemos decidido acompañar a la Alianza Democrática en la “Toma de Caracas” el próximo 1 de septiembre e iremos con alegría, como símbolo de nuestra profunda paz interior. Paz que nos hace comprender que hay una esperanza en el cambio y que este cambio “brota” de decenas de miles de mujeres y hombres que por encima de las dificultades y lo rudo de nuestra lucha comprendemos que no hay cambio verdadero sin RR para este año 2016. Casi 18 años de régimen de Chávez y Maduro han dado como resultado el desastre que hoy vivimos.

¡Si hay futuro y todo puede cambiar a favor de una Venezuela nueva!

¡A tomar Caracas el 1 de Septiembre!


Rafael Martínez N.  –  @rafaelmartinezn


 

ElColumnero.com no se hace responsable, ni se solidariza, con las opiniones o aseveraciones que realicen los colaboradores en sus artículos de opinión.

 

Columnista

Rafael Martínez Nestares

Rafael Martínez Nestares

Economista (UCV). Maestría en Planificación (CENDES). Doctor en Ciencias Económicas y Administrativas. Articulista de El Universal en su versión digital. Fue Secretario General de Gobierno de la Alcaldía Metropolitana de Caracas. Profesor Universitario. Presidente del Instituto de Estudios Iberoamericanos, en Caracas (Venezuela) y Editor-Asociado de las revistas arbitradas: Estudios Iberoamericanos y Arbitraje Universitario. Miembro del Programa de Promoción al Investigador. Miembro del Comité de Revistas de Ciencias Sociales de Iberoamérica.