Política

«No hay mal que por chavismo no venga» por @leandrotango

En la denomina IV República era ingenuamente imposible pensar que el país pudiera empeorar de la mano del rentismo petrolero y de una élite política agotada en sí misma, era contra natura imaginarnos que la inflación e inseguridad de los años 90 pudiera ser rebosada, o que actos de corrupción como Cadivi pudieran ser peores… ¡Que inocente éramos!

Tras la llegada del Teniente Coronel (r) Hugo Chávez a Miraflores, la malversación del Fondo de Estabilización Macroeconómica que quedó impune y el caso “Icabu” que se engavetó para cuidar a unos de los grandes del chavismo de esa época, Luis Miquelena, comenzamos darnos cuenta que lo peor de nuestra historia estaba apenas comenzando.

Tras 20 años de castrismo en Venezuela Pdvsa pasó de ser la tercera petrolera del mundo a una más del montón, hoy Colombia produce más petróleo que nosotros. Pero no solo eso, los problemas de la llamada cuarta república quedaron ridiculizados, gracias al proyecto chavista de centralización, estatificación y enajenación de derechos/libertades, nuestra nación sufre la peor inflación de todo el planeta, está entre los cinco países más inseguros del mundo, posee la descalidad de vida más apresurada del globo terráqueo, por si fuera poco, es también puntera en corrupción, imposibilidad de hacer negocios y fuertemente señalada de presuntamente apoyar al narcotráfico y al terrorismo global.

Ahora bien, todo eso es lo que encontramos en las noticas, informaciones y disertaciones de líderes políticos nacionales e internacionales, pero para nosotros, los venezolanos de a pie, se nos limita en demasía conocer los intríngulis de esos señalamientos, sin embargo, si podemos orientarnos hacia la verdad, conocer en primera persona qué discurso, el chavista o el opositor, tiene más credibilidad.

Según el régimen, el país jamás ha estado en mejor forma, soberano e independiente, con una igualdad social mejor que las europeas, con una inversión social que cubre todas las demandas del pueblo, eso si, todo lo malo que pueda existir es culpa de los Estados Unidos, de la oligarquía y de una oposición apátrida ¿Es eso posible? Opinamos que, tras 20 años de controles, con total manejo de la instituciones públicas, con una década del boom petrolero más alto de la historia, con el dominio absoluto de las divisas del país, con casi todas las alcaldías y gobernaciones tomadas por el Psuv, con el manejo a placer del sistema judicial, de los medios de comunicación, con una violencia estatal atroz, permisada por ellos mismos, no puede haber otros culpables sino que aquellos que, a pesar de todas esas ventajas, nos arrastraron a la sobrevivencia indigna de hoy… si no nos cree está bien, entonces hágale caso a Freddy Bernal y su confesión de julio del año pasado donde con palabras más palabras menos afirmó “tras 20 años en el poder todo, lo que pasa en Venezuela es culpa del chavismo” ¿O será que Bernal es pieza de la CIA? Responda usted.

Fíjese, el gobierno expropió una decena de empresas que producían harina de maíz, todas quebraron, prácticamente la única en pie es “Harina Pan” de la Polar, pero inauditamente, para el gobierno y sus acólitos, la escasez de ese producto es culpa de la Polar ¿Tiene sentido?

Las distorsiones económicas son consecuencias de controles corruptos, de leyes enchorizadas, impuestas inconsultamente por paquetes de 20, 40, 60 y más a través de leyes habilitantes, ello produjo un caos productivo inaudito, pero el régimen atribuye la culpa a una “Guerra Económica” donde empresarios y comerciantes prefieren ir a la quiebra, perder el esfuerzo de sus vidas para “dañar” al régimen ¿Tiene sentido?

El bachaqueo es el mejor negocio rojo, se usufructúa la cadena de comercialización no los productores, ahora, adivine cuándo comenzó, hace aproximadamente 4 años cuando el régimen decidió tomar el control de la distribución de los productos, pero culpa a la “oligarquía” del bachaqueo ¿Tiene sentido? Lo propio aplica para los dólares y demás divisas del país, sepa que quien los recibe, administra, designa y entrega es el régimen ¡Más nadie! Como es que solo en 2012 se “perdieron” más 20 mil millones de dólares, sin mencionar lo de los años siguientes cuya cifra es impresentable, pero el régimen acusa de ladrones a sus enemigos ¿Tiene sentido?

Ni hablar del sistema eléctrico nacional, el sistema de salud, transporte, educativo… todos, todo lo que ha caído en manos rojas se ha infectado de negligencia, corrupción, partidización e impericia, desde hace al menos una década se ha venido advirtiendo incesablemente lo que hoy está ocurriendo, el chavismo hizo caso omiso, mantuvo su proyecto en marcha y hoy pretende, para variar, achacar culpas a terceros ¿Tiene sentido?

Podríamos continuar por largo rato, pero ya sobre pasamos las dimensiones estipuladas para los artículos de opinión. Creemos hemos justificado nuestra opinión, en aras de también justificar el justo/necesario cambio de proyecto país y de conducción que clama la inmensa mayoría de los venezolanos y el mundo entero ¿Por qué? Sí en estos 20 años de desvenezolanización ha quedado alguna lección clara ella es que con el chavismo no hay nada malo que no pueda estar peor, que no hay mal que por chavismo no venga.

Leandro Rodríguez L. – @leandrotango

Suscríbete a nuestro canal de Telegram aquí.

 

ElColumnero.com no se hace responsable, ni se solidariza, con las opiniones o aseveraciones que realicen los colaboradores en sus artículos de opinión.

 

Columnista

Leandro Rodríguez Linárez

Leandro Rodríguez Linárez

nacido en Barquisimeto el 22 de septiembre de 1974, licenciado en ciencia política (politólogo) de la UFT 1997 especialista en participación ciudadana, análisis del entorno y procesos electorales.