Política

«Miedo a la OEA» por @cnietopalma

Carlos Nieto Palma
Escrito por Carlos Nieto Palma

El pasado miércoles en hora de la tarde el Consejo Permanente de la Organización de los Estados Americanos (OEA), aprobó convocar a los Ministros de Relaciones Exteriores de la región para considerar la situación por la que atraviesa la República Bolivariana de Venezuela. La Resolución fue aprobada por votación nominal donde votaron a favor de la convocatoria las misiones permanentes de Argentina, Bahamas, Barbados, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Estados Unidos, Honduras, Jamaica, Guatemala, Guyana, México, Panamá, Paraguay, Perú, Santa Lucia y Uruguay y en contra de que se efectuara esta reunión, las representaciones de Antigua y Barbuda, Bolivia, Dominica, Ecuador, Haití, Nicaragua, San Kitts y Nevis, San Vicente y las Granadinas, Suriname y Venezuela, igualmente hubo la abstención de: Belice, El Salvador, República Dominicana, y Trinidad y Tobago. Grenada estuvo ausente de la reunión. El lugar y la fecha de la reunión están por definirse.

La Carta de la OEA establece en su artículo 6 que «La Reunión de Consulta de Ministros de Relaciones Exteriores deberá celebrarse con el fin de considerar problemas de carácter urgente y de interés común para los Estados americanos, y para servir de órgano de consulta». Igualmente, esta Carta establece que cualesquiera de los Estados miembros pueden solicitar se haga esta convocatoria, en este caso la solicitud fue hecha Argentina, Barbados, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Estados Unidos, Honduras, Jamaica, Guatemala, México, Panamá, Paraguay, Perú y Uruguay.

Esta convocatoria a consulta a los Cancilleres de los países miembros de la OEA desato los demonios de la dictadura y como lo habían anunciado decidió denunciar la Carta de la OEA lo que implica su salida de este organismo internacional una vez se cumplan los lapsos establecidos en el mismo instrumento denunciado.

El 30 de abril de 1948, 21 naciones del hemisferio se reunieron en Bogotá Colombia, para adoptar la Carta de la Organización de los Estados Americanos, con la cual confirmaron su respaldo a las metas comunes y el respeto a la soberanía de cada uno de los países, en ese nacimiento de la OEA Venezuela estuvo presente, somos una de esas 21 naciones que fundaron la OEA, de donde hoy pretendemos salirnos por un mero capricho y miedo a ese organismo del dictador venezolano.

Es importante tener en cuenta lo que dice la Carta Fundacional de la OEA respecto a la salida de cualquiera de los Estados miembros de la organización, en el artículo 143 se establece: «Esta Carta regirá indefinidamente, pero podrá ser denunciada por cualquiera de los Estados miembros, mediante comunicación escrita a la Secretaría General, la cual comunicará en cada caso a los demás las notificaciones de denuncia que reciba. Transcurridos dos años a partir de la fecha en que la Secretaría General reciba una notificación de denuncia, la presente Carta cesará en sus efectos respecto del Estado denunciante, y éste quedará desligado de la Organización después de haber cumplido con las obligaciones emanadas de la presente Carta».

Aún faltan dos años para la salida definitiva de Venezuela de la OEA, apenas acabamos de dar el preaviso, por lo que falta un largo camino por recorrer, estoy convencido que mucho antes de que ese plazo se cumpla Venezuela estará libre de esta dictadura que hoy nos oprime.

El constitucionalista Gerardo Fernández ante estos hechos, realizo los siguientes comentarios que fueron publicados en el portal web Infocifras «El retiro de Venezuela de la OEA, es atentatorio a los principios republicanos y democráticos e inviable para Venezuela. Ningún país lo ha hecho. Ello implica denunciar la carta de la OEA y los efectos, sólo se cumplirían dos años después. De activarse el proceso, mientras este dure, subsisten todas las obligaciones que se derivan de la pertenencia al sistema. Ello significa que no se sustrae de la aplicación de la Carta Democrática. Además, la carta de la OEA, visto que contiene normas de protección de derechos fundamentales, de acuerdo a la constitución, ha sido recibida en el derecho interno, con rango constitucional. Retirarse del sistema, constituye un fraude a la constitución. Además, un retiro del sistema a interamericano constituye en sí mismo un tratamiento regresivo de los derechos fundamentales, lo cual prohíbe el texto constitucional. En definitiva, sería un atentado a los principios republicanos y democráticos que consagra nuestro texto fundamental».

Por ahora falta mucho camino por recorrer para la salida definitiva de Venezuela de la OEA, la dictadura le ha demostrado un miedo enorme a este organismo, no le gusta escuchar verdades como todos los gobiernos totalitarios, amanecerá y veremos.


Carlos Nieto Palma  –  @cnietopalma


 

ElColumnero.com no se hace responsable, ni se solidariza, con las opiniones o aseveraciones que realicen los colaboradores en sus artículos de opinión.

 

Columnista

Carlos Nieto Palma

Carlos Nieto Palma

Abogado. Especialista en DDHH. Coordinador General de "Una Ventana a la Libertad".