Política

La ANC se ha convertido en “Tribunal Popular”

ADOLFO P. SALGUEIRO
Escrito por ADOLFO P. SALGUEIRO

Hace apenas pocos días una dama de muy fino porte reconoció a este columnista en un cafetin de Miami. Luego de los saludos protocolares la señora se despachó de manera furibunda en contra de la MUD a quien culpó de todos los males pasados y presentes, no recuerdo si también los futuros. Afirmaba la señora como un hecho incontrovertible que cada vez que la oposición se acercaba al triunfo final entonces sus líderes percibían importantes sumas para “traicionar” la memoria de los jóvenes muertos en los recientes episodios. Continuaba la interpelante acusando a Ocariz de haber entregado al Capitan Caraguaipano quien fue apresado en el municipio Petare y naturalmente se quejó de la “entrega” de  Leopoldo López quien –según ella- tuvo la desfachatez de recibir a Zapatero y de traicionar al pueblo aceptando la medida de arresto domiciliario a cambio sabe Dios de que concesiones!

 Comentamos este feo episodio por que constatamos que las posiciones extremas consiguen tambien adeptos que prefieren ver siempre el vaso medio vacío en lugar de medio lleno. A la dama en cuestión le explicamos que mas bien todo lo que se había conseguido hasta ahora era obra de la dirigencia opositora, de esos diputados que por meses caminaron al frente de todas las marchas recibiendo palo y “gas del bueno”, mas los esfuerzos de otros que desde el exterior han hecho lo que han podido en los círculos que estuvieron al alcance, además de gobiernos y personalidades internacionales  que día tras día ejercieron las presiones que pudieron y que en definitiva han puesto el tema Venezuela en el centro de la agenda y al “gobierno” jugando ya solo a la defensiva. Es cierto, sí, que el precio en sangre y sufrimiento ha sido alto y que las vidas perdidas no se reemplazarán pero es igualmente cierto que casos como la tragedia venezolana no se resuelven por “whatsapp” en cuya plataforma militan muchos de los talibanes que luchan por la democracia desde su teclado virtual. Naturalmente la señora nos confesó que ella sí estaba tranquila por que todos sus hijos se encontraban a buen recaudo en los Estados Unidos. Vale decir que la aspiración de seguir calentando la calle es válida pero solo cuando matan a los hijos de los demás!

Por eso es que quienes por razones profesionales y/o vocación democrática mantenemos contacto con círculos académicos del exterior nos resulta imposible explicar que un grupo de personas que se reúnen alegando que quieren reformar la “mejor Constitución del mundo” hayan gastado ya mas de dos semanas pronunciando arengas que no tienen relación alguna con el propósito que los convocó y supuestamente considerando proyectos de leyes que en modo alguno tienen rango constitucional sino tan solo el formato y propósito de los “tribunales populares” que en distintas ocasiones históricas encarnaron la revancha de unos sobre otros. Dígame Ud. lector si en verdad puede creerse que la Comisión de la Verdad no sea otra cosa que una nueva Inquisición en la que la señora Delcy ejerce el rol de Torquemada donde la condena de la hoguera se sustituye por el “juicio popular” donde veinte “constituyentes” (los quinientos restantes son de relleno) han asumido la suma del poder público sin límite ni contrapeso alguno. Solo faltan Robespierre cortando cabezas y los fusilamientos del habanero Fuerte de la Cabaña para completar el cuadro.

Como hace este columnista para explicar a sus interlocutores que el Poder Judicial venezolano, por boca de su máximo vocero, se “pone a la orden” de la ANC para impartir justicia basada en leyes aun no escritas y todo ello antes de que la ANC se lo haya pedido?  Alucinante por decir lo menos.

Que explicación puede ofrecer o entender alguien cuando los medios transmiten el discurso de la señora Iris Varela proponiendo el fusilamiento de quienes –según ella y la ley  “anti odio” que su grupo está proponiendo- incurra en el delito de “traición a la patria” que aun no está tipificado ni definido.

Como hace alguien para discutir que las desgracias que hoy nos arropan no son culpa de Dólar Today ni de las sanciones que Mr. Trump acaba de imponer sino que todo ello es la resultante de tres lustros largos de anarquía y desgobierno?

La enseñanza es que cuando ya creímos haber tocado fondo siempre hay otro escalón para estar peor. La otra enseñanza es la de la sabiduría popular que nos dice que el momento mas ocuro de la noche es justamente el que precede el amanecer.


Adolfo P. Salgueiro  –  @apsalgueiro1


 

Comentarios

comentarios

Suscríbete a nuestro canal de Telegram aquí.

 

ElColumnero.com no se hace responsable, ni se solidariza, con las opiniones o aseveraciones que realicen los colaboradores en sus artículos de opinión.

 

Columnista

ADOLFO P. SALGUEIRO

ADOLFO P. SALGUEIRO

Abogado. Magister en Derecho Comparado. Analista Internacional.
Profesor Universitario. Columnista de El Universal y El Nacional.